Definiendo el ecosistema de una ciudad inteligente, las capas de inteligencia de una smartcity

Esta semana la Fundación Dintel, en el marco de la SMARTCITIES 2013, ha realizado un amplio repaso de las acciones y procesos de municipios españoles en el proceso de generación de ciudades inteligentes, poniendo en común estrategias, ideas y objetivos. Es evidente que la inquietud por desarrollar estrategias adecuadas, acorde a las necesidades de los ciudadanos, ya no es un reto, es una realidad.

SMART CITIES 2013 Fundación Dintel

SMART CITIES 2013
Gestión eficiente de las ciudades y entornos urbanos

20130428-173212.jpg

Uno de los grandes objetivos de la sociedad smart actual, es mejorar la productividad, formular nuevos métodos de relación, nuevos modelos de negocio, y lo que es más importante, crear y generar nuevos hábitos para el ciudadano. Por supuesto que en todos ellos, hay que sumar los avances tecnológicos, y los impulsos estratégicos de la sociedad, tanto desde el punto de vista público, como privado.

Estos retos obligan a realizar a dos procesos reflexivos; el primero determinar que agentes y capas de inteligencia se deben abordar en el diseño de estrategias SmartCity o Ciudades Inteligente, y lo que es más importante y en segundo lugar, buscar el perfil multidisciplinar que debe abordar el diseño de acciones de una ciudad inteligente.

Ante esta reflexión, surge la duda, Planes Estratégicos, Acciones Puntuales u Hoja de Ruta?.  Si reflexionamos sobre esta cuestión, identifico tres acciones, que pueden establecerse de forma común, en la estrategia de desarrollo;

1.-Determinar una cultura de ciudad, una cultura de innovación dentro del territorio, puede ser el primer paso, la generación de un proceso de sensibilización ciudadana.
2.-Atender, detectar y diseñar un tejido empresarial adecuado, colaborativo y capacitado en cooperación.Un tejido que genere el músculo adecuado, que genere una cadena de valor generando un proceso de clusterización de ciudad. Para que de esta forma se pueda responder de forma adecuada y estar preparados, estableciendo alianzas entre grandes y pequeñas empresas, para abordar las conocidas estrategias de apoyo económico que se configuren.De esta forma se genera un aumento de capacidades, para dar respuesta a la demanda ciudadana, todo ello con un modelo de negocio asociado, en el que se pueda sentir identificado tanto el sector privada, como la estrategia de servicios de la esfera pública.
3.-Conocer los recursos de la ciudad o territorio, deben ser la armas para su diseño. El ciudadano no debería ser el invitado de un plan estratégico, y si ser el protagonista del diseño de las acciones que redunden en el desarrollo de los SmartCitizens.

20130428-171420.jpg

La estrategia para el diseño de ciudades inteligentes, debe incluir sin lugar a dudas un proceso co-creativo de del diseño, no solo pensando en la estrategia, sino también diseñando servicios y favorecer el proceso de generación de nuevas oportunidades laborales y de negocio. Porque además de conocer que piensa el ciudadano, que necesita, y ser capaz de atraer inversiones, que seguro mejorarán el gasto corriente o productividad, es indudable que debemos favorecer un ambiente o ecosistema, que propicie u. proceso de dinámización y activación de la innovación social, que tiene como eje central al ciudadano, apoyado con la tecnología.

1.- PERO POR DÓNDE EMPEZAR

20130428-171605.jpg

La verdadera incógnita, es como imaginar un proceso altamente participativo que permita, el mayor número de acciones tendentes a mejorar las capas de inteligencia de una ciudad. Probablemente la tecnología será el eje principal, pero debe llegar como resultado de obtener un proceso de análisis previo. Como abordábamos en un post anterior , debemos pensar en los prosumicitizens, consumidores y generadores de datos en la ciudad inteligente.

20130426-201352.jpg¿Pero cual es el proceso? Las ciudades deben construirse al estilo bottom up, y por lo tanto los Project Leader, deben tener en cuenta, este hecho. Existen maravillosas acciones puntuales en el territorio mundial dignas de ser nombradas, muchas envueltas de gran tecnología, pero en momento de escasez de recursos, también debemos pensar en el beneficio social y económico directo del proceso smart. Diseñar un amplio ecosistema, multidisciplinar y transversal que posibilite identificar, la propuesta de valor y diferenciación de una ciudad.

Por estas y por otras muchas razones, la innovación social, envuelta de tecnología, es un arma perfecta para atacar a la nueva sociedad del siglo XXI, una sociedad preparada pero que precisa de identificar a los agentes participantes, y que no vengan impuestos en un proceso o plan estratégico, genérico, basado en la inversión. De este modo, debemos prepararnos para un proceso que no sólo dispongan recursos económicos para su desarrollo, sino que se disponga de una agenda con un time line adecuado, donde se sienta representada en un amplio sentido la ciudadanía, con objetivos escalables, y que permitan observar la evolución no sólo de una ciudad sino también de los ciudadanos.

Aportar tecnología, sin plantear el impacto social, económico y medioambiental puede imponer unas obligaciones a la ciudad, que le convierta en herederos de altas obligaciones futuras, difícilmente asumibles, una vez que los planes de impulso, apoyo o financiaciones cualificadas, terminen su proceso de co-financiación.

2.- BUSCANDO UN ECOSISTEMA ADECUADO.LAS CAPAS DE INTELIGENCIA DE LA CIUDAD INTELIGENTE

20130428-171335.jpg

Las capas de inteligencia de una ciudad, será la herramienta que permita la definición en las ciudades del ecosistema necesario, para que con garantias permita abordar una agenda, que posibilite una nueva economía, la nueva filosofía, desde un enfoque en la ciudadanía.
Estamos pasando de ciudades inteligentes o smartcities a ciudadanos inteligente o SmartCitizens, y además el proceso se está extendiendo al territorio, acuñandose nuevos términos como smartrural o smartrurban. Esto es debido al que proceso extendido del proceso de ciudades inteligentes o digitales y observado con grandes expectativas por la sociedad, nos permite identificar el sentido amplio de la necesidad ciudadana, más allá de la tecnología.

Además y con un enfoque amplio, permite enfocar una nueva económica asociada. Ejemplos como el Open Data, desarrollo de empresas infomediarias, a partir de procesos de transparencia en la empresas o en la Administración Pública. Esto es sólo un ejemplo de los múltiples procesos y generación de hábitos que pueden abordarse.

Haciendo ese análisis, recupero el siguiente esquema de bases que quizás hay que identificar en el ecosistema de una ciudad inteligente,con seis diferentes capas, con distinto enfoque:

CAPA INICIAL, OBJETIVO:

0.- Ciudadano: El objetivo básico de un proceso smart. Generando un proceso de empatía, hay que realizar un proceso de identificación desde un punto de vista TRIPLE BOTTOM LINE, que debe aplicarse al esquema de una ciudad, que busca, a partir de la innovación social, junto a la tecnología, un proceso de desarrollo digital o inteligente.

CAPAS CON ENFOQUE TECNOLÓGICO:

1.- Proveedores de infraestructuras: Es necesario identificar los recursos físicos, tecnológicos, existentes y con capacidad de ser construidas, así como los valores asociados que pueden ayudar a crear una infraestructura soporte de una una ciudad y territorio (empresas de servicios públicos, servicios ciudadanos, tecnológicas, grupo de interés , en definitiva, los actividadores del movimiento de una ciudad).
2.- Generadores de plataformas: Aquellas acciones que pueden ser agrupadas, como centralización de necedades o concretas. Disponer de información canalizada, abierta y disponible, debe aportar un proceso de generación de recursos.

CAPA CON ENFOQUE TECNOLÓGICO, SOCIAL Y ECONÓMICO:


3.- Vetebradores de servicios: Aquellas empresas de base tecnológica con claro enfoque smart, que a partir de la información y de la necesidad detectada, diseñarán,;acciones, modelos de negocios y servicios que estarán disponibles,tanto para el ciudadano, como para empresas que puedan prestar un servicio de valor añadido para sus usuarios.

CAPAS CON ENFOQUE SOCIAL Y ECONÓMICO:

4.- Los Usuarios indirectos: Todos aquellas empresasde base tecnológica o no, no necesariamente smart, pero si que se apoyarán en esta tecnología, para mejorar su oferta o productividad y que partirán de los procesos anteriores, para diseñar una serie de de servicios, que puedan aumentar el valor, mejorar la percepción y en definitiva, crear valor añadido a la ciudad y ciudadano (turismos, salud, educación, servicios públicos, ect…)
5.- Por último, nuevamente LOS CIUDADANOS, los verdaderos consumidores de ciudad, y donde debe centrarse todos los objetivo. En proceso de innovación social y ciudadana, el resultado de todo el proceso debe dar vías y caminos dentro de una hoja de ruta, que posibilite consumir resultado, más allá de un virtuoso servicio público o una eficiente red de iluminación de la ciudad.

CONCLUSIÓN

Por todo ello el objetivo principal de un ecosistema smart, debe basarse en generar valor al ciudadano, creando nuevas oportunidades en forma de accesibilidad, movilidad tecnológica ect.. Y en páralelo, favorecer la innovación diseñando herramientas que permitan a través de procesos de innovación abierta, la generación de modelos de negocio y favorecer la sostenibilidad económica, de la difícil configuración de una ciudad inteligente.

La generación de equipos multidisciplinares que identifiquen, oportunidades a partir de los recursos, recursos existentes escalables y nuevas formas de relación o modelos de negocio , deben ser el segundo reto que cualquier ciudad debe o incluir en el proceso reflexivo de generación de una ciudad inteligente.

Comentario de interés:


El otro día tras el atentando de Boston, Google facilitó una herramienta ciudadana, lejos de pensar en un modelo de negocio, o una aplicación de alta tecnología, los recursos existentes y la necesidad ciudadana, fueron los verdaderos artífices de una solución útil para en ese momento.Google es una potencia, y quizás nada sea comparable, pero sirva este símil para aseverar, que ya hoy ya se disponen de herramientas como; smartphone, ipad, y tecnologías asociadas, respaldadas claramente por los ciudadanos. Necesidades puntuales pueden ser abordadas para dar respuesta con una solución concreta, si el enfoque de innovación social está presente en todo momento, y se busca la aplicabilidad, en virtud de la demanda ciudadana.

20130426-204947.jpg

Sobre el autor: Francisco Morcillo. Consultor, Director Gerente de MB3 GESTION. Entusiasta de Innovación+Tecnología+Gestión, en territorios, ciudades y gestión de servicios y edificios. @fmorcillo

5 Respuestas a “Definiendo el ecosistema de una ciudad inteligente, las capas de inteligencia de una smartcity

  1. Pingback: Dinámicas y modelos de generación de valor en las ciudades inteligentes. #smarticities | 2TI #smartcity= Territorio+Tecnología+Inteligencia+Innovación·

  2. Pingback: El ciudadano comprometido (Faithful Citizenship), clave para el diseño de la #smartcity y modelos de negocios. | 2TI #smartcity= Territorio+Tecnología+Inteligencia+Innovación·

  3. Pingback: Ciudadanos, la clave para #ciudadesinteligentes. #smartcities. | 2TI #smartcity= Territorio+Tecnología+Inteligencia+Innovación·

  4. Pingback: Diseñando un ecosistema #Smart. Los dos triángulos de las ciudades inteligentes. | 2TI #smartcity= Territorio+Tecnología+Inteligencia+Innovación·

  5. Pingback: La inteligencia en los territorios, poder compartir infraestructuras del siglo XXI. | 2TI #smartcity= Territorio+Tecnología+Inteligencia+Innovación·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s